“No tolero que una persona esté presa por hacer canciones”: Carlos Sadness

El cantautor Carlos Sadness estrenó su disco “Diferentes tipos de luz”. Niega hacer música fresa, afirma que su sonido viene del indie y el britpop. En entrevista lamenta que el gobierno español no propicie el diálogo y critica la falta de libertad de expresión en su país.

El cantautor español Carlos Sadness está contento. Pronto su música sonará en una serie estadounidense, una precuela de otra serie exitosa que su padre ve y no le ha dicho para que descubra su tema cuando la vea.

“Es una versión de Don’t Be Cruel de Elvis Presley en castellano llamada No seas cruel, me hace mucha ilusión, confesó en entrevista con Charrocanrolas.

Además escribe el tema para una película española y un amigo le ha pedido un tema para una serie. Su conexión con las teleseries se extiende a un detalle en el arte de su disco Diferentes tipos de luz, donde aparecen las manos de Úrsula Corberó, protagonista de La Casa de Papel, que no ha visto por exceso de trabajo.

 

Lucha por la libertad

La música de Carlos Sadness parece demasiado feliz para ser rock, pero en el fondo lo es y está convencido que hay mucha música comercial hecha de manera superficial y música alternativa que peca de solemne y existencial: “Me gusta romper esa seriedad con las canciones”.

Sadness acepta que los sonidos que muestra en sus discos, especialmente en Diferentes tipos de luz, vienen de África y viajan hasta Jamaica, pero con una sutil influencia roquera.

“Lo que hago es música que te hace viajar. Parto del indie anglo y del britpop, lo paso por el lenguaje castellano y le doy un arreglo caribeño. Mi música siempre tiene influencias variadas, es de muchos sitios y ningún lugar. Me gusta eso porque así me siento yo. Nací en Barcelona, pero ha pasado cosas increíbles en México, me he enamorado del Pacífico de Perú y me voy de vacaciones al norte de Europa. No me siento atado a ningún sitio y me gusta llevarme lo más bonito de cada lugar”, explica el cantautor, que no está ajeno a la realidad de su país, pero no escribe canciones con la mente en la política.

Charrocanrolas (CH): Para muchos tu música es muy fresa, ¿lo es?

Carlos Sadness (CS): Soy de Barcelona, somos así, más finos, nos gusta la moda, es una ciudad que tiene freseo. Pero vengo de un barrio donde se hace trap y flamenco en la calle, he vivido más con gitanos que con cualquier otro tipo de gente. He vivido esos dos mundos y me gusta, al final aprendes a relacionarte con cualquier persona. Hay gente muy fresa en una fiesta que diga de dónde sacaste a este hippie y en una fiesta hippie se preguntarán por este fresa, me gusta estar en este limbo, pero las canciones están muy roqueras.

CH: Tu música es luminosa, feliz, dicen que hay que sospechar de quien muestra mucha felicidad…

CS: Hay canciones de todo. Los sencillos casi siempre son luminosos, si vamos a machacar con un tema por lo menos que tenga buena vibra Ninguna de estas canciones tiene una lectura directa, hay cosas muy naïf pero lo que trato es darle la vuelta a eso y otras son más clásicas que juegan con las metáforas del rock como Relámpago, Hale Bopp, Diferentes y tipos de luz que tienen más seriedad.

CH: Este tipo de canciones caen bien en un momento donde en Barcelona parece que se ha perdido la convivencia por temas políticos como la intención independentista…

CS: Esa es una visión que se tiene por los medios de comunicación. Los medios están polarizando la opinión de lo que sucede en Barcelona y España, que existe sólo blanco y negro y yo que vivo en Barcelona, donde veo las manifestaciones desde la ventana de mi casa, no existe un discurso de odio, nada es radical ni blanco y negro. A pesar de que no tengo un sentimiento independentista, puedo entender a la gente que lo tiene y creo que su opinión tiene un valor y prohibir eso es hacerle daño a la democracia.

Por otro lado hay mucha gente que no quiere independentismo y tiene que saber decir que no de una manera que no sea un ‘no’ impositivo. Es complicado y más con un gobierno que niega todo esto y lo cierra en banda. Un buen camino al entendimiento sería que la gente no se radicalizara tanto en una dirección o en otra, sino que se buscara el diálogo.

Tengo la lamentable certeza que el gobierno actual en España no está por esa labor del diálogo y si en algún momento nos empezamos a entender más, es porque hay otro gobierno central más capacitado para dialogar.

CH: Además el actual gobierno de España está atacando la libertad de expresión, hay raperos sentenciados a prisión, ¿qué piensas al respecto?

CS: Uno puede estar en contra de la independencia pero no en contra de la libertad y la democracia. Me considero una persona que tiene un pensamiento antifascista y ahí tengo que estar defendiendo la libertad y no puedo tolerar bajo ningún concepto que una persona, por hacer canciones, quede presa, que unos políticos por cumplir el mandato de gente que les ha votado, estén presos, aunque no sea independentista, no puedo apoyar eso. Es un pensamiento extraño porque si digo que quiero libertad para esos presos, la gente dice ‘eres independentista’, pero no, es porque creo en la democracia y la libertad. Tampoco me gustaría que encarcelaran a un político por decir algo contrario a lo que pienso.

Sin votos todavía.
Please wait...

Escribe un comentario

ver todos los comentarios

Su dirección de correo electrónico no será publicada. También otros datos no serán compartidos con terceras personas. Campos obligatorios marcados como *